Arrestado por intentar apuñalar a su padre con un cuchillo de cocina

0
448

J. M. L. irrumpió la medianoche del miércoles al jueves en el departamento de Urgencias del Complejo Hospitalario de Torrecárdenas escoltado por una pareja de agentes de la Policía Nacional de Almería, con las muñecas engrilletadas y gestos nerviosos. El joven no presentaba heridas evidentes, pero su estado de excitación y su agresividad contenida por los agentes anticipaban una supuesta ingesta de drogas y aconsejaban una exploración médica inmediata.

Apenas una hora antes, el detenido había protagonizado un episodio de violencia en el interior de una vivienda de la calle Calzada de Castro, tomada por agentes de la Unidad de Prevención y Reacción, adscritos a la Brigada de Seguridad Ciudadana de  la Comisaría Provincial de Almería y especializados en intervenciones antidisturbios.

El despliegue de los vehículos a los pies del edificio atrajo la mirada de los vecinos del entorno, alarmados por el incidente y los gritos. J. M. L. había intentado agredir a su padre con un cuchillo de cocina de grandes proporciones y se había atrincherado en el inmueble, armado, entre insultos y amenazas de muerte.

La Policía Nacional llegó pocos minutos después de las 23 horas del miércoles, según testigos consultados por LA VOZ DE ALMERÍA. No ha trascendido el motivo de la agresión, si bien J. M. L. habría protagonizado incidentes anteriores motivados por un supuesto consumo de estupefacientes, aunque no ha trascendido si tiene antecedentes penales. El miércoles se enfrentó a su padre, al que intentó apuñalar con un cuchillo de unos 20 ó 25 centímetros de hoja. Cuando los agentes de la UPR accedieron a la vivienda, J. M. L. se encerró en el inmueble y amenazó con atacar a los policías y autolesionarse antes de ser reducido.

Reducido
La situación exigía cierta pericia para evitar heridos, dada la entidad del arma blanca y el estrecho margen de maniobra en los pasillos del domicilio ubicado en la calle Calzada de Castro de Almería. La UPR maniobró con sus escudos y consiguió arrebatar finalmente el cuchillo a J. M. L. sin provocar lesiones y tras un trabajo de negociación y desgaste que se prolongó durante una media hora. El presunto agresor fue reducido, inmovilizado e introducido en un vehículo policial antes de pasar a manos de los facultativos de Torrecárdenas para el reconocimiento médico.

El detenido identificado como J. M. L., de nacionalidad española, está acusado de un presunto intento de agresión con arma blanca a su padre en una vivienda de la calle Calzada de Castro de la capital. Además, será investigado presumiblemente por delitos de amenazas y atentado a agentes de la autoridad, dado el desarrollo del arresto en el interior del inmueble la noche del pasado miércoles. Pasará a disposición del Juzgado de Instrucción número Dos de Almería, cuyo titular es el magistrado Jesús Miguel Hernández Columna, en funciones de guardia hasta el próximo martes en el partido judicial de la capital.

Fuente: http://www.lavozdealmeria.es/vernoticia.php?IdNoticia=104979&IdSeccion=2

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí